domingo, 29 de enero de 2012

VLAD TEPES Y ABRAHAM STOKER…¡LOS CREADORES DE DRÁCULA!


En 1897, el escritor irlandés Bram Stocker publicó su novela Drácula. Stocker se inspiró en el guerrero rumano Vlad Tepes para darle vida a su personaje; un temido guerrero que bebía sangre; capaz de transformarse en lobo, ratas y por lógica en vampiro. En la vida real, Vlad Tepes nunca bebió sangre y no podía transformarse en animales, pero su extrema crueldad fue la que lo hizo famoso, llamando la atención de Stoker

Se dice que la idea de escribir esta obra, se dio una noche cuando Bram padecía de alucinaciones a consecuencia de una indigestión por comer cangrejos; en su enfermedad, Stoker creó al príncipe de las criaturas de la noche.

Fue a partir de esta novela cuando el misticismo de los vampiros tuvo nuevos elementos. Las aparentes historias reales que fueron narradas tiempo después, incluían varias partes del Drácula de Stoker. En otras palabras, existía el concepto del vampiro, pero sin un rostro, una imagen, hasta que Stocker con su obra cumbre se la dio.

Vlad Tepes nunca fue vampiro y tampoco estuvo casado con Elizabeth Bathory como un seudo investigador ha dicho. Y como dato curioso, cuando murió Bram Stoker el 20 de abril de 1912, (de sífilis) señalaba con insistencia una esquina de la habitación, pronunciando la palabra Strigoi que significa “vampiro”. ¿Parte de la alucinación otra vez?

1 comentario:

Lupita Nicolat dijo...

no es Abraham Stoker sino Bram Stoker, parece que sabe mucho pero aveces se le escapan cosas que forman o deberian formar parte de la cultura de un investigador y no es Tepes sino Tlepes